¿Cuáles son los alimentos con más calorías?

01 Octubre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el nutricionista Sául Sánchez Arias
Los alimentos con más calorías no tienen por qué ser nocivos para el organismo, siempre y cuando se incluyan en las dosis óptimas. ¿Tienes idea de cuáles son?

El balance energético ha perdido importancia a la hora de confeccionar un plan para perder peso. Sin embargo, es conveniente conocer cuáles son los alimentos con más calorías. A continuación, te vamos a enumerar los más energéticos, para que seas consciente de su poder cuando los introduzcas en la dieta.

A la hora de perder peso, es importante tener en cuenta que son varios factores los que afectan. Tanto los hábitos de vida como la diversidad de la microbiota presentan un peso importante en el gasto energético, así como en el metabolismo de los nutrientes.

Los alimentos con más calorías

Los siguientes alimentos destacan principalmente por su aporte energético. Por este motivo, es bueno que los incluyas con moderación en la dieta, salvo que vayas a realizar una actividad física muy intensa.

Aceite

El aceite es grasa pura. A su vez, la grasa es el macronutriente más energético, y es capaz de aportar 9 calorías por cada gramo. Sin embargo, y en contra de lo que se creía hace unos años, no resulta nociva para la salud. Más bien todo lo contrario.

Los lípidos son capaces, entre otras cosas, de modular la inflamación. Así lo evidencia una publicación realizada en la revista Biochemical Society Transactions.

Frutos secos

Los frutos secos están compuestos principalmente por lípidos y por proteínas. Su consumo se considera saludable, ya que aportan nutrientes esenciales para el correcto funcionamiento del organismo.

Los frutos secos se incluyen entre las frutas con más calorías.

Además, son una fuente de minerales como el calcio o el zinc. Sobre este último, un estudio que publicó Pakistan Journal of Pharmaceutical Sciences ha demostrado que garantiza la producción de testosterona en los hombres, lo que resulta esencial para la salud masculina.

Alcohol

Lo incluimos en este grupo por su contenido energético, a pesar de que sus calorías se consideran vacías. El alcohol es capaz de ofrecer hasta 7 calorías por gramo, aunque no tiene ninguna función nutricional.

Incluso es capaz de empeorar la salud, ya que imposibilita que se lleven a cabo ciertas reacciones fisiológicas esenciales. El alcohol se considera tóxico y su consumo debe ser restringido para prevenir patologías a medio plazo.

Mantequilla

De nuevo nos encontramos frente a una grasa. Si los aceites provienen fundamentalmente del reino vegetal, la mantequilla hace referencia a los lípidos que se encuentran en los alimentos de origen animal. Se trata de una grasa sólida a temperatura ambiente, debido a su alto contenido en ácidos grasos de carácter saturado.

Sin embargo, la presencia de estos lípidos no la convierte en un alimento dañino para la salud. Si bien se consideró durante años que el consumo de ácidos grasos saturados era nocivo para el organismo, hoy en día dicha afirmación se cuestiona. De hecho, los expertos aseguran que solamente resultan malos los lípidos de tipo trans.

Salsas

Las salsas a menudo están compuestas por una parte grasa significativa. Esto eleva el número de calorías que se guardan en su interior. Sin embargo, esto no las convierte en alimentos dañinos, siempre y cuando no contengan azúcar añadido ni aditivos. Existen salsas saludables, como la mayonesa, aunque la ración de consumo ha de ser pequeña para no generar un desequilibrio energético.

Los carbohidratos en la noche no son convenientes para personas sedentarias.

De todos modos, no todas las salsas son calóricas. Algunas, como el tabasco, cuentan con un aporte energético reducido. Además, contienen capsaicina en su composición, una sustancia que ha demostrado ser capaz de estimular la pérdida de peso.

N0 le temas a los alimentos con más calorías

Como has podido comprobar, de todos los alimentos mencionados, el único que hemos catalogado como nocivo es el alcohol. El resto se pueden incluir en el marco de una dieta saludable, aunque en su justa medida.

Es importante moderar el consumo de grasas para impedir que se genere un desequilibrio energético que conlleve la ganancia de peso. Sin embargo, en ningún caso es positivo restringirlas.

A la hora de consumir alimentos con calorías, recuerda no solo ceñirte a la ingesta de un tipo de ácidos grasos. Tanto los saturados como los insaturados son necesarios, no debes huir de ellos.

Solamente es preciso restringir los de tipo trans, los cuales incrementan la incidencia de las patologías complejas, como pueden ser el cáncer o las enfermedades cardiovasculares. Para evitar que se formen tales compuestos, trata de no someter a las grasas a altas temperaturas. Limitar las frituras resulta una estrategia eficaz para prevenir este problema.

  • Calder PC., Omega 3 fatty acids and inflammatory processes: from molecules to man. Biochem Soc Trans, 2017. 45 (5): 1105-1115.
  • Zhang X., Guan T., Yang B., Chi Z., et al., A novel role for zinc transporter 8 in the facilitation of zinc accumulation and regulation of testosterone synthesis in leydig cells of human and mouse testicles. Metabolism, 2018. 88: 40-50.