¿Cómo hacer ejercicio por las noches?

06 Septiembre, 2019
Este artículo ha sido escrito y verificado por la periodista deportiva Yamila Papa Pintor
Se suele decir que hacer ejercicio por las noches no es bueno para la salud. Sin embargo, cada vez más gimnasios abren a la madrugada. ¡Todo depende de cada persona y sus gustos!
 

Cada vez más gimnasios están abiertos en la madrugada. Más allá de ser una moda entrenar cuando se pone el sol, lo cierto es que hacer ejercicio por las noches puede convertirse en la única opción para quienes tienen una agenda demasiado ocupada.

¿Por qué hacer ejercicio por las noches?

Muchos optan por ejercitar por las mañanas; otros lo hacen a la tarde, cuando salen de la oficina. ¿Pero qué hay de hacer ejercicio por las noches? Quizás no sea tan habitual, e incluso se suele oír que no es bueno para la salud, pero cuando no hay otra opción podría ser la alternativa que estás buscando para no dejar de lado la actividad física.

Algunas de las ventajas del entrenamiento nocturno son:

1. Adiós a los lugares atestados

Si no eres fanático de las multitudes, hacer ejercicio por las noches puede ser excelente idea. Los gimnasios que abren a la madrugada suelen estar bastante silenciosos y calmados, por lo cual no tendrás que esperar a que se desocupe una máquina ni ir sorteando obstáculos como a las seis de la tarde.

Si quieres ejercitar al aire libre, no hay nada más tranquilo que elegir la noche, porque casi no pasan coches y los transeúntes son escasos.

2. Dormirás mejor

Ya has cenado, ejercitado y te has bañado… ¡ahora dormirás como un angelito! Justo lo que necesitas para comenzar el siguiente día con todas las energías.

 
Irte a dormir antes beneficia al organismo de diferentes maneras.

3. Menos lesiones

Cuando se ejercita por la mañana, el organismo todavía está ‘frío’ por haber pasado horas descansando. En cambio, si decides hacer ejercicio por las noches, tu cuerpo ya habrá estado activo gracias a las demás actividades de la jornada. Desde luego, esto no aplica para la totalidad de los casos, ni tampoco implica que sea imposible lesionarnos al entrenar de noche.

4. Más masa muscular

Una de las mejores maneras de marcar los músculos es a través de los ejercicios nocturnos. Esto se debe a que, al finalizar el día, los depósitos de glucógeno están llenos y los músculos asimilan mejor los ejercicios y las cargas.

5. Vida social asegurada

Muchas personas que optan por hacer ejercicio cuando salen del trabajo suelen perderse ciertas actividades o eventos sociales que se realizan en el mismo horario. Por lo tanto, si decides entrenar una vez terminadas las reuniones con amigos y familiares, estarás cumpliendo con todo antes de finalizar el día.

Tips para hacer ejercicio por las noches

 

Cada persona es diferente, por lo cual si te parece mejor idea hacer ejercicio por las noches, no lo dudes. Ten en cuenta estas recomendaciones:

1. Deja pasar una hora después de la cena para entrenar

Como primera medida, te aconsejamos que consumas una cena liviana, no muy alta en hidratos de carbono ni grasas. Tampoco es bueno ejercitar con el estómago vacío. Por lo tanto, una cena temprana es la mejor opción.

2. Espera 60 minutos para dormir

Ten en cuenta que, desde que terminas la rutina hasta que te vas a la cama, deberían pasar 60 minutos. De lo contrario, es probable que el cuerpo aún esté en ‘modo activo’ y no puedas conciliar el sueño. Con una ducha caliente o una buena lectura lo podrás solucionar en caso de que te hayas desvelado.

3. No te olvides de la hidratación

Que sea la noche y no haya sol no quiere decir que el cuerpo no necesite agua… ¡sobre todo si está haciendo ejercicio! Si ya has cumplido con los dos litros ‘obligatorios’ de la jornada, igualmente hidrátate. Lleva una botella a tu entrenamiento así no te olvidas, y no esperes a sentir sed para beber.

4. Estira al finalizar

Esto es muy importante, ejercitemos a la hora que ejercitemos. En el caso de las actividades físicas nocturnas, estudios indican que es fundamental para prevenir lesiones y conservar la movilidad de los músculos luego del esfuerzo.

 
El crossfit adaptativo es un método inclusivo para que más personas se sumen a esta disciplina.

5. Opta por un ejercicio desestresante

Algunas de las personas que eligen hacer ejercicio por las noches se decantan por disciplinas más relajadas, como el yoga o el pilates —sobre todo si no se quiere salir de casa—, pero también es beneficioso aprovechar ese momento para actividades de cardio, tales como el crossfit, boxeo recreativo o running.

Esto se debe a que el ejercicio aeróbico permite descargar las tensiones que has acumulado a lo largo del día, y además te ayuda a dormir mejor, ya que el cuerpo queda bastante cansado.

Si no sabes en qué momento entrenar porque tienes muchas actividades y compromisos diarios, piensa en hacer ejercicio por las noches. ¡Será una sabia decisión!

 
  • Palacios Gil-Antuñano, Nieves; Montalvo Zenarruzabeitia, Zigor; Camacho Ribas, A. M. (2012). Alimentación, nutrición e hidratación en el deporte. Journal of Sport History. https://doi.org/10.1016/j.jad.2014.04.038